Camara de comercio de granada

Cámara Granada ayuda a los establecimientos turísticos a ser accesibles para personas ciegas

Taller "Digitalización y turismo accesible" en colaboración con la ONCE

Publicado el 11-02-2020

 

 

  • Se encuadra dentro del proyecto EU Unesco4All Tour
  • Una veintena de empresas y entidades turísticas reciben pautas para “avanzar en la accesibilidad”
  • Cámara Granada recuerda que a lo largo del año se abrirá una línea de ayudas de innovación turística “en la que tendrán encaje los proyectos de accesibilidad”

 

Disponer de cartas en Braille en los restaurantes, generar audios de audiodescripción de monumentos o espacios naturales, habilitar versiones plenamente accesibles en las páginas web o aplicaciones o contar con personal de apoyo en los medios de transporte, son algunas de las ideas que mejorarían la accesibilidad del sector turístico granadino para personas ciegas o con visibilidad reducida.

 

Así se ha apuntado hoy durante el taller “Digitalización y turismo accesible” organizado por Cámara Granada en colaboración con la ONCE y en el que ha participado una veintena de representantes de empresas y entidades de sector turístico granadino, entre ellos el Patronato de la Alhambra y el Generalife.

 

“Creemos que la accesibilidad es un camino que todos tenemos que recorrer poco a poco. Ahora mismo pensar en la accesibilidad total puede ser una quimera, pero todo pequeño paso es un avance enorme para las personas con discapacidad y por supuesto para Granada como destino turístico”, ha apuntado Isabel Contreras, responsable del Área de proyectos de Cámara Granada.

 

 

Porque el objetivo de la Cámara es, en este caso, doble: apoyar la mejora del acceso de las personas ciegas a los recursos turísticos de la provincia y, en consecuencia, mejorar la ‘calidad’ de Granada como destino, apoyándose además en La Alhambra y el Albaicín como sitios del Patrimonio Mundial de la Unesco.

 

De hecho, el taller celebrado hoy se encuadra dentro del proyecto EU Unesco4All Tour, promovido y financiado por la Unión Europea y del que es socio Cámara Granada junto a otras siete entidades de Italia, Países Bajos, Malta, Bulgaria, y Croacia. El objetivo del proyecto es el desarrollo de iniciativas innovadoras y productos turísticos tecnológicos vinculados de una u otra forma a los sitios de alto valor patrimonial ubicados en esos seis países, y siempre con la inclusión como objetivo.

 

“La Alhambra es una bandera para nuestro turismo. Y puede ser también una bandera, generando proyectos que hagan su visita mucho más rica para personas con problemas de visión, para que todo el sector inicie pasos en esa dirección”, ha apuntado Contreras.

 

 

En el taller celebrado hoy han participado dos técnicos de la ONCE especialistas en accesibilidad, Miguel Ángel Alegría y Miguel ángel Martínez.

 

El primero, centrado en la tecnología, ha reconocido que esta ha facilitado el acceso de personas ciegas a productos y servicios, “otorgándoles independencia por ejemplo en la reserva de habitaciones de hotel”, pero al tiempo ha alertado de que hay muchas aplicaciones de móvil o incluso páginas webs que cuando se audiodescriben son absolutamente confusas para las personas con visibilidad reducida”.

 

“Los diseños accesibles son más ordenados y al final son mejores para todos”, ha apuntado.

 

La idea que tanto Alegría como Martínez han trasladado a los participantes en el taller es que hay que “pararse a pensar en esos clientes” y en cómo es posible darles un mejor servicio, a partir de la idea de que “el turismo accesible no es caro”, como ha afirmado el segundo.

 

“Hay actuaciones muy sencillas, que no tienen un coste elevado, como por ejemplo comprar cinta para señalizar unos escalones. Más tarde la empresa puede plantearse actuaciones más costosas como la eliminación de barreras”, ha señalado Martínez, para quien “lo importante es tomar decisiones, ir avanzando, teniendo como referencia de qué manera podemos ayudar a esas personas a disfrutar de nuestro producto o servicio”.

 

Porque en todo caso, a juicio de estos técnicos, eliminando “limitaciones” dentro de cada establecimiento no sólo se garantiza la igualdad de todos los clientes, sino que estas empresas terminan siendo más competitivas que aquellas que no las eliminan.

 

“Al final se trata de hacer de Granada un destino turístico con más calidad, lo que sin duda lograremos haciéndolo más accesible”, ha señalado Isabel Contreras.

 

En el transcurso del taller Cámara Granada ha recordado que a lo largo de este 2020 volverá a publicar una línea de ayudas a la innovación turística “dentro de la que encajarán a la perfección proyectos de accesibilidad” como los sugeridos en el taller.